Califica este artículo

Cada vez es más común entre las pequeñas y medianas empresas la subcontratación de servicios. Esto es así porque supone un importante ahorro para la empresa en cuestión que además podrá disfrutar de importantes ventajas fiscales.

En el caso de las soluciones de impresión sucede lo mismo y ya es muy habitual encontrar multitud de servicios de renting de impresoras para pymes que resuelvan sus necesidades de impresión a la vez que ahorran dinero en el alquiler.

Sin embargo, algunas empresas pueden llegar a cuestionar las ventajas del renting de impresoras ya que actualmente, las máquinas de impresión son bastante económicas hasta el punto de que hay empresas que prefieren comprar su propio aparato que alquilarlo. En el caso de una empresa muy pequeña que no necesita imprimir grandes cantidades de hojas al día, cualquier impresora, incluso impresoras domésticas, pueden resultarle útiles.

Por el contrario, una empresa de tamaño medio, tiene unas necesidades de impresión más elevadas que le exige unas impresoras profesionales, eficaces y rápidas con las que además de conseguir los mejores resultados a la mayor velocidad puedan reducir el coste de impresión.

Las 3 mayores ventajas del renting de impresoras

La mayoría de empresas necesitan una solución de impresión eficiente, de eso no hay duda. La duda puede aparecer cuando se valora si es mejor el alquiler o la compra. Para despejar estas dudas, vamos a comentar las 3 ventajas principales que ofrece el renting de impresoras para una pyme.

1.- Comprar una impresora barata sale caro.

Como hemos dicho, actualmente podemos encontrar muchas impresoras en el mercado a muy buen precio para comprar. Estas impresoras tienen una vida útil muy corta que puede hacer que la empresa necesite un nuevo aparato demasiado pronto. Otro caso puede ser que no se ha tenido en cuenta el precio de los consumibles. Comprar una impresora supone hacerse cargo también de la compra de todos los consumibles que vaya necesitando y esta puede suponer una desagradable sorpresa.

Con el renting de impresoras, además de ahorrar el dinero de la compra de un nuevo dispositivo, nos aseguraremos de contar con equipos profesionales de calidad y larga duración que ofrezcan los resultados de impresión que esperamos de ellos.

2.- Costes controlados de principio a fin.

El renting de impresoras, como todo servicio de alquiler, se basa en el pago de una pequeña cantidad económica que da derecho a la empresa a usar el aparato libremente.  De esta forma la empresa puede saber qué precio se paga cada mes, y cuánto se acabará pagando durante todo el periodo.

En caso de avería o fallo, con el servicio de renting enseguida la empresa dispondrá de un mantenimiento o de una nueva impresora, sin que ello conlleve un gasto extra.

3.- Ahorra también en energía.

Los equipos e impresoras más antiguos, enseguida quedan obsoletos y son los que más energía consumen. A la larga, este coste adicional se convierte en un gasto importante para cualquier empresa y más para las pyme que disponen de pocos recursos.

En las oficinas, el uso de estos dispositivos es constante y por ello requieren soluciones más eficientes energéticamente que les permita ahorrar en consumo eléctrico.

Con el renting de impresoras, las empresas disponen siempre de los mejores equipos, adaptados tanto a sus recursos como a sus necesidades. Las nuevas impresoras ya están diseñadas para consumir poco y resultar unas soluciones que permitan ahorrar también en el consumo de energía.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Pin It on Pinterest

Share This